“Criticaen25” es un punto de encuentro para todos los cinefilios, habitantes del séptimo planeta del sistema solar de las artes. Una propuesta amena y divertida a la par que abierta al debate y a la reflexión en la que, tan diariamente como sea posible, se irán comentando películas de todos los tiempos, con independencia de su género o fama. Un lugar en donde relajarse y disfrutar de un rato agradable en buena compañía.

El Viajero de las Estrellas [1988]

 Publicado El: Lunes, 10-Oct-2016. Nº De Serie: C25/TCM/0001000.
 Vista En: TVE-1, sábados 1 y 8 de agosto de 1992.
 Título Original: Earth Star Voyager.
 Director: James Goldstone.
 Guión: Ed Spielman. Género: Ciencia Ficción.
 Música: Lalo Schifrin. Fotografía: Robert Stevens.
 Decorados: Linda Vipond. Vestuario: Thomas M. Bronson.
 Productoras: Marstar Productions y Walt Disney Television.
 Presupuesto: [Desconocido].
 País: USA. Año: 1988. Duración: 180 minutos. Color.

Reparto:
Personajes:
Brian McNamara
Capitán Jonathan Hays
Julia Montgomery
Dra. Sally Arthur
Jason Michas
Jessie ‘Beanie’ Bienstock
Tom Breznahan
Huxley Welles
Margaret Langrick
Luz Sansone
Sean O’Byrne
Teniente Vance Arthur
Ric Reid
Capitán Forbes
Frank C. Turner
Willy
Dinah Gaston
Lani Miyori
Bruce Harwood
Dr. Leland Eugene
Duncan Regehr
Jacob ‘Jake’ Brown
Peter Donat
Almirante Beasley

 (Para ver su ficha completa en IMDb, pinchar aquí)

 Argumento: En el año 2088, el exceso de contaminación en el planeta Tierra hace que se envíe a otro mundo una expedición espacial de los más jóvenes y brillantes genios científicos, para saber si es habitable y que la humanidad se traslade a él. Pero su viaje se verá entorpecido en secreto por el Almirante Beasley, que tiene sus propios planes para la nave en donde viajan.

 Crítica: Doble episodio piloto de una serie que nunca se llegó a rodar, con el que el autor de Montaña Rusa [1977] y El Día del Fin del Mundo [1980] lanza una visión poco alentadora del futuro al estilo de La Fuga de Logan [Michael Anderson, 1976], cambiando límites de edad por un exceso de contaminación y buscándose el reparto más juvenil y a la vez modernillo para que dé algo de juego en sus interpretaciones (Beanie, el clásico niño superdotado con más de un problema para socializar con chicas; el Dr. Eugene, estirado y repelente que despierta unos recelos instantáneos sobre sus lealtades; Peter Donat, o el secundario que destaca por si mismo a base de secretos y mentiras). Con una más que trepidante y superochentera banda sonora gracias a la labor de Lalo Schifrin, palpable sobretodo en sus créditos de inicio, y unos efectos visuales y especiales tan correctos como interesantes, quien fuese creador de Kung-Fu [1972] firma un guión que busca tanto lanzar avisos sobre el cambio climático como meterse en aventuras espaciales de toda índole, en un eterno conflicto que surge reiteradamente para darle emoción al viaje (la llegada de Hays y los demás a una base estelar abandonada, solo para descubrir que no lo está tanto como parece; la aparición de un cyborg de inquietante presencia o de varias naves con un extraño diseño en exceso definido, dos piezas de un gran puzzle a descifrar; sus primeros minutos, reflejando un siglo XXI tecnificado y superpoblado que bebe sin pudor de Blade Runner [Ridley Scott, 1982]). Con unas escasas gotas de comedia y otras tantas de romances que no llegan a ser tales (Welles, poniéndose a bailar; Beanie, preguntando a su superior si tiene que casarse), El Viajero de las Estrellas es una oportunidad perdida cuya idea podía dar mucho juego en su expansión, pero que acaba dejando como legado una miniserie simpática y entrañable, eco de lo que pudo ser y no fue.

 La Puntilla: Cuantas series que podrían ser grandes si se hicieran no pasan de su episodio piloto por la razón más inusual.

 Mi Valoración
 ★★★★★

 Valora la crítica

 Valora la película

No hay comentarios:

Publicar un comentario